Entrevistas

Entrevista a Tiago Lopes

Hay personas que de alguna forma te marcan la vida, están los padres, nuestros hijos, nuestra familia, los amigos y están también los alumnos con que compartimos muchos momentos en un tatami y fuera del mismo.

Durante muchos años mi vida coincidió con la de Tiago teniendo como eje central el Judo, primero en Portugal, años después en Valencia. Lo que comenzó como una relación de profesor-alumno, con el paso del tiempo se transformó en algo más. Un relación basada en la confianza, en el respeto mútuo, en la inspiración que él me provocaba para ser mejor profesor y en la que yo más que él, fui quien tuvo la oportunidad  y suerte de aprender de sus grandes cualidades como persona.

Hoy nuestro palco acoge a una persona a la que admiro y respeto profundamente, por su honestidad, su valentía, su forma de encarar la vida de frente y sin miedos. Alguién al que de alguna manera pude transmitir mi amor al Judo, ese que él enseña con tanta pasión y profesionalidad. Sin más preámbulos …Tiago Lopes.

1. ¿Cómo comienza tu relación con el judo?

Mi relación con el judo ha empezado a través de mi hermano. Él empezo a praticar este deporte, y yo he acabado por praticarlo también.

2. ¿Por qué elegiste este deporte?

No lo sé muy bien. Al principio pienso que debido a que me gustaba luchar. Y como las personas me animaban…después, me he dado cuenta que ganaba y que podia ser bueno. Entonces, comencé a entrenar para ser el mejor. Y cuanto más lo practicaba y lo entendía, más me apasionaba.

3. Un momento de tu niñez o adolescencia que haya marcado tu relación con el Judo

Al início, yo entrenaba muy poco. Pero cuando competia, ganaba. Entonces un dia, perdí. Y mi entrenador me ha dicho, mientras yo lloraba: ¿Tiago, por qué lloras? Para ser el mejor, tienes que entrenar más! En ese dia, todo cambió. Y he empezado a entrenar todos los dias. Tenía 11 años.

4. Si tuvieses que elegir 3 momentos importantes de tu carrera deportiva.¿Cuáles serían y por qué?

El primero sería la medalla en el Campeonato de Europa Junior, Pienso que fue la competición en que mejor me sentí a nivel de performance. Si alguna vez me sentí  en “flow”, ese fue uno de los momentos.  El segundo momento fue cuando hice con mi ídolo en el Villa de París. A pesar de haber perdido por shido en el golden socre, fue un momento marcante…en mi primer Villa de París y con mi ídolo. El tercero fue cuando me consagré por primera vez Campeón Nacional Senior. Acaba de salir de un período complicado a nivel de lesiones y de recibir la noticia que mi entrenador se marchaba de Portugal.  La competición me fue muy bien y creo que le pude regalar  uno de los más bonitos ippones que hice en mi vida, con un Uchi mata en la final.

5. ¿Un momento amargo en el tatami?

Momentos dificiles en el tatami como atleta hay muchos, además cuando trabajas mucho y no siempre el rendimiento es como deseas. Pero el momento más amargo como judoka ha sido cuando me he dado cuenta que una de las personas en quien más confiaba, al final, me había engañado, y no era quién yo imaginaba. Ese ha sido el peor momento de mi vida de judoka.

6. ¿Cuál destacarías que era tu mejor característica a la hora del combate?

Pienso que a lo largo de mi vida fui cambiando. Inicialmente tenía mucha voluntad en ganar. Depois mi resiliencia…era un pesado, no estaba nunca tranquilo! Y fui cambiando en la medida que fui siendo más cauteloso y calculista a luchar. Esto está relacionado con la experencia lógicamente. Sinceramente, no sé qué característica me podría distinguir…

7. ¿Quién o quiénes han sido tus ídolos en el Judo?

El entrenador que me lanzó a nivel internacional y que de cierta manera marcó mi carrera como atleta era cubano, lo que me llevó a tener contacto cercano con esa selección durante mi formación. Entonces, los judokas cubanos, que tenían un equipo extraordinario en aquella altura fueron sin dudas una inspiración. Pero pienso que puedo destacar uno de ellos, Arencibia!

8. ¿Qué premisas consideras que se deben poseer para ser un judoka de élite?

Pienso que la mas importante es la perseverancia. Una persona que nunca desiste, siempre llegará. Puede tardar un poquito. Pero llegará. Aparte que la vida de atleta tiene muchas ilusiones y desilusiones. Entonces, hay que tener la capacidad de seguir adelante, cuando gana o cuando pierde, para seguir el camino de perfeccionarse…

9. ¿Qué cualidades en tu criterio se deben poseer para ser un buen entrenador de Judo?

La preserverancia es una de ellas también. Pero, aparte de el conocimiento específico de la modalidad, es muy importante entender lo que le influencia y cómo se planifica el entrenamiento, hay que ser buen comunicador para conseguir pasar el mensaje. Y hay que gustarle las personas y el desafío que es trabajar con el ser humano y entenderlo.

10. ¿En qué año comienzas a realizar tu labor como entrenador de Judo?

Tengo que considerar 3 fases en mi trabajo de entrenador. Una primera, mientras estudiaba y entrenaba, en 2006, cuando comencé a dar clases de judo. En 2009, cuando he estado en Valencia y he empezado con el proyecto de las Escuelas de base del Valencia Club de Judo. En Valencia, la labor ha sido un poco más seria, pero todavia competía. Y después, cuando he dejado de competir, en 2012, me han llamado para un club en Setúbal donde me involucré el 100 por 100 % como entrenador de judo. Esas han sido las 3 fases de mi introducción a mi labor de entrenador.

11. ¿Te resultó muy difícil la transición de deportista a entrenador?

Sí. Mi abandono se debió a la incapacidad de mi cuerpo para continuar a competir. Tenía una artrosis en la columna y en aquel momento llevaba 6 meses sin poder entrenar. Daba una vuelta al tatami corriendo y tenía que parar pues no conseguía más por el dolor. No soportaba cargas de entrenamiento y no conseguia hacer mi vida normal. La solución era la cirugía. La recuperación iba a ser muy prolongada y ya acabaría la fase final de clasificación olímpica. En ese momento, mi federación no consideró importante ayudar a mi recuperación, recayendo en mí la responsabilidad de la misma. Mis padres en esa coyuntura, no poseían condiciones para hacer frente a estos gastos y mi club tampoco. Entonces me ví obligado a abandonar. Perdi todos los apoyos que tenía que me permitían entrenar y competir. Y tuve que comenzar a trabajar. Como no tenía dinero para operarme por lor privado, tuve que esperar la cirugía por la salud pública. Todo esto trabajando, fueron dos años de dolor intenso, muchas veces incapacitante casi todos los días. En fin, me metí de lleno en el trabajo, posiblemente como sustitución de lo que añoraba la competición. Y poco a poco fui aceptando que ya no volvería. Años más tarde, en 2016 asistí al Campeonato de Europa Senior, tenía dos atletas clasificados y decidí acompañar al equipo. En ese momento me dí cuenta que gran parte de los atletas que competían y disputaban medallas conmigo a nivel internacional continuaban y estaban en el top. Confieso que pensé en regresar. Mi psicóloga me preguntó: ¿Y por qué no vuelves?. Me quedé pensando en ello, pero después en el regreso a casa llegué a la conclusión que ya no hacía sentido, que ya no estaba dispuesto a pasar por todo otra vez y que el tiempo cambió…y mis objetivos de vida y necesidades ya eran otros…solo en ese momento, pasados 5 años fue que acepté que al final mi carrera deportiva había acabado.

12. ¿Cómo valoras la evolución del Judo de hace una década y la época actual?

El Judo ha tenido una evolución brutal. Es increíble el profesionalismo con que los equipos extranjeros están trabajando. Es increíble el trabajo multidisciplinar que los atletas pasaron a tener. Cuando tuve oportunidad de viajar como entrenador y observar con más atención al trabajo que existe en el backstage de cada atleta…me quedé agradablemente sorprendido. Y cuando se hablan de grandes equipos como Japón, Francia, Rusia, Brasil es impresionante. El judo llegó a un nivel diferente para el cual algunos países aún no están preparados. Pienso que todos los cambios impuestos por la Federación Internacional hicieron toda la diferencia. Hoy en día pienso que cualquier atleta (masculino o femenino) que se presenta en un Grand Slam, o Campeonato de Europa o del Mundo es un verdadero atleta, porque vive para eso. Antiguamente no siempre podíamos decir eso.

13. ¿Qué opinión te merece el presente del judo en Portugal?

En relación a eso, tengo una opinión muy propia. Y probablemente a algunas personas no les gustará leer esto. Pero no pasa de una opinión. Incluso, opinión esta que me hace pensar muchas veces en apartarme de la modalidad. En Portugal continuamos a hacer lo mismo hace años en términos federativos. La organización que regula la modalidad, no está adecuada a la realidad actual del deporte. Entonces, vive a costa de los resultados de lo que se hace en  los clubes. Y lógicamente, los clubes con mayor destaque y condiciones financieras consiguen hacer un trabajo extraordinario. Ahora en términos de organización interna, y especialmente en los escalones de formación y la formación de entrenadores, continuamos a trabajar como en el siglo pasado…tenemos poco y se contentan con lo que hay y la explotación de nuestros recursos no está a ser realizada de la mejor forma.

14. ¿Y cómo valoras el futuro del judo en tu país?

Pienso que tenemos materia prima fantástica. Tenemos más recursos mejor preparados que hace diez años atrás. Sin embargo, tenemos un grupo político que está a hundir la modalidad en esquemas en vez de preocuparse con lo que interesa, en mi perspectiva de entrenador. Espero estar equivocado, y tener que venir a reconocerlo en el futuro.

15. Durante varios años ejerciste como profesor de Judo en diversos clubes de la geografía de Portugal.¿Cuánto te aportó esta experiencia en tu formación profesional?

Creo que fue extremadamente enriquecedor pues me ayudó a conocer realidades que no sabía ni tenía noción que existían. Sin embargo me permitieron crecer mucho a nivel personal y profesional, abriendo mis horizontes.

16. Desde hace 1 año iniciaste un nuevo proyecto en Algarve, concretamente en Faro (Academia de Judo de Faro).¿Qué puedes comentarnos sobre el mismo?

El proyecto nació de una desilusión.  Yo fui despedido y ese fue uno de los momentos en que pensé abandonar la modalidad, por varias razones. Sin embargo, me di cuenta que esa no era la voluntad de la mayoría de las personas que trabajaban conmigo y me pidieron para continuar. Confieso que no estaba para continuar, pero mi esposa me convenció por todo lo que estudié y me preparé. Pues la verdad es que toda mi formación académica fue realizada en base al Judo. Bueno, mi colega de trabajo resolvió unirse al proyecto y conjuntamente con algunos padres resolvimos avanzar con un nuevo club. Fue algo que nunca antes me había pasado por la cabeza, pero está yendo bien. En número de atletas estamos a crecer, tenemos más polos de judo. El equipo técnico está a crecer y a convertirse en multidisciplinar. Está a comenzar a ganar forma. En términos competitivos, en la primera época deportiva, conquistamos 10 medalhas nacionales, de las cuales  5 son de oro. Y el grupo está cada vez más unido. Está a ser un desafío…

17.¿Como consigues compaginar tu intensa vida profesional con el ámbito familiar?

Ahora estoy a pasar una fase de gran inversión personal, pues normalmente comienzo en el gimnásio a  las 7 de la mañana y estoy con muchas horas de trabajo en el mismo. Después también está el club, en el que ya tenemos algunos atletas a entrenar 2 veces por día. Y después tengo además aulas en colegios y estoy a realizar el doctorado. Entonces no es fácil coordinar todo. Sin embargo, tengo una familia comprensiva y espectacular que me apoyan en este momento y me dan una ayuda increíble.

18. ¿Cuál es la frase con la que te sientes identificado en tu vida?

A lo largo de mi vida fui escuchando mensajes importantes. Desde “andar para trás, por veces, no significa recular mas si tomar impulso para un salto mayor”, a “cree en tí que tus capacidades poden llevarte al cielo”, hasta que un día me dijeron “no ambiciones la utopía, porque eso solo te traerá frustración. Analiza, adapta e rentabiliza lo que tienes!”. Entonces en este momento, pienso que es el mensaje que más se adecua a la fase en la que estoy.

19. ¿Qué le hace reír?

Mi esposa y mi hijo. Nuestros amigos. Mi familia. Nuestras payasadas. Gente genuína.  

20. ¿Qué detesta?

Injusticia…pero estoy aprendiendo a lidiar con ella.  

21. ¿Qué le ha aportado el judo a la vida de Tiago Lopes?

Pufff…todo lo que tengo y construí se debe al Judo. Lógico que los valores y el apoyo familar ayudaron. Más mi vida profesional, mi familia y hasta mi carácter fueron moldeados e construídos por el Judo. Entonces….

22. Unas palabras para los seguidores de Judo Notícias

Sigo esta página de cerca y me agrada ver que muchas personas se interesan por nuestra modalidad. Espero que en el momento de leer esta entrevista no haya sido muy pesado. Y espero que un dia nos vengamos a encontrar en un entrenamiento o competición y podamos conversar sobre Judo, que en verdad es el tema que nos une! Un gran abrazo a todos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *